Contestshipping * Fans

**Click en la imagen**
*Para cerrar: click en no anunciar*
Últimos temas
» Te Baneo
Vie 7 Dic - 11:28 por *Sab--loid09*

» [Roll]Exile
Jue 6 Dic - 22:37 por Fire.

» Buscando el reino Esmeralda.
Lun 12 Nov - 12:56 por Safiro 20

» Bitácora de Buzz Lightyear (?
Jue 1 Nov - 22:59 por *Sab--loid09*

» [Roll] La Edad Dorada
Miér 10 Oct - 2:50 por Fire.

» [Único] ¿Qué estás escuchando ahora?
Dom 7 Oct - 16:02 por Fire.


[Roll] Mafia

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ir abajo

Re: [Roll] Mafia

Mensaje por Mar. el Sáb 18 Feb - 9:53

Gia alzó una ceja algo extrañada por la actitud de la castaña. La observó por el espejo retrovisor y pudo percatarse de la mirada que el conductor le dedicaba a su hermana antes de que esta se cruce de brazos y se voltee hacia la ventana.
-Detén el auto Johan – El chico se volteó hacia la pelirroja quién mostraba una expresión calmada.
-Pero…
-Hazlo. Mira. Allá – la joven señaló una calle a la derecha y el rubio solo atinó a asentir antes de dirigir el auto hacia dónde la pelirroja había señalado y estacionarse. 
-¿Y ahora qué? –preguntó Nina con notorio fastidio. Gianna se soltó el cinturón de seguridad y se giró en el asiento para poder mirar a las dos jóvenes detrás de ella.
-Tienes toda la razón, nosotros no solemos seguir órdenes ¿verdad?
-Se viene ¿un discurso o me vas a retar por eso? – sus palabras eran calmadas pero tenían filo de navaja. Gia solo se limitó a hacer un gesto y  negar con la cabeza restando importancia.
-No, yo no soy de ese tipo. Probablemente Kay lo hubiera hecho pero yo no.
-¿Entonces? -
-Bueno, tengo que admitirlo. Este es un trabajo tan estúpido que cualquiera de los que estamos aquí podríamos hacerlo solo, incluso con los ojos cerrados. – Alyssa alzó una ceja. ¿Esto era una joda? ¿Por qué entonces la venía a fastidiar? Abrió la boca para reprochar pero la pelirroja se adelantó.
-Tú misma lo has dicho. No solemos seguir las reglas, pero todos saben que a veces es mejor no fastidiar al jefe para que no nos fastidie. Y bueno, dada las circunstancias creo que nosotros tres podremos hacerlo sin ningún problema, así que…eres libre de irte. – ¿Había oído bien? ¿Esa pequeña niñata le estaba tomando el pelo?
-¿Me trajiste hasta aquí para esto?
-La que se quiere ir eres tú. ¿Qué puedo hacer? – La tensión el ambiente era evidente. Johan se había quedado pasmado mirando la reacción de ambas chicas. Sabía que debía decir o hacer algo pero no sabía él como. Por otro lado Aya parecía divertirse con aquel ambiente. Nina soltó un bufido y se volvió a cruzar de piernas y brazos.
-¿Tienes algo en mente no? -  La oji celeste dibujó una sonrisa divertida.
-¿Qué comes que adivinas? Tengo un trato. – La castaña le dedicó una mirada inquisitiva dándole a entender que prosiga. -Es cierto que me mandaron a esta absurda misión con la condición de que los lleve a ustedes…pero dependía de mí si lo hacía o no. Y aquí están...
-Quiere decir que nos necesitas para algo en específico-habló por fin Johan.
-Exactamente novato- le dedicó una sonrisa antes de volverse hacia las otras dos jóvenes. –Los he observado todo este tiempo y creo que son el tipo de personas que les gusta divertirse…bueno, al menos a ustedes dos. Él es un tema aparte – dijo señalando con su dedo pulgar al rubio, quién se guardó una sonrisa por el tono divertido que había empleado la joven, ya se vengaría por ello.
Los ojos de Aya se habían iluminado al oír la palabra diversión y parecía muy entusiasmada por lo que la italiana tenía que decir. Nina también estaba expectante.
-Aún no oigo el trato.
-Que impaciente. El trato es simple. Si esto sale bien, nadie te vuelve a molestar por lo que hagas o no.
-¿Qué ganas tú?
-¿Yo? Bueno, eso me lo guardo yo. ¿Qué dices? ¿Te quedas? – Nina tenía una ligera sonrisa en el rostro…no por el trato sino por la actitud de la chica, en cierta forma la recordaba a ella.
-Dijiste diversión ¿Qué hay que hacer?- preguntó Aya con cierto tono de emoción contenida. Gia sonrío. 
-Dije que era un robo. Jamás especifiqué que tipo ¿verdad?

-----------------------------------------------------------------------

-Parte 1 Listo. Todo tuyo Gia-
-Gracias novato. ¿Lista?
-Nací lista. Inicia.
-Copiado –
El fugaz sonido de los autos acelerando en la autopista casi vacía. El enorme camión con la valiosa carga y una dosis excesiva de seguridad. El blanco en la mira. La pelirroja sonrío: estaba lista. Apretó el volante con sus manos cubiertas con los mitones negros de cuero antes de llevar una de sus manos a la palanca de cambios mientras presionaba el acelerador con su pie. 
 
Flash back
-Esto es una locura. ¿Estás segura de esto? – Johan había halado a la joven hacia un lado para poder hablar los dos solos. Ella acaba de revelar su entretenido plan y era más arriesgado de lo que él había pensado.
-Claro, no es la primera vez que lo hago.
-¿Qué acoso eres fan de Rápidos y Furiosos? –la joven lo vió divertida.
-Y bueno, la velocidad no es algo que me incomode– Johan solo se limitó a suspirar. ¿Cómo podría evitarlo? La idea era clara, tenían que robar un camión blindado que llevaba un botín con aproximadamente 40 millones de dólares en efectivo. En un inicio, la misión era entrar a la bóveda del banco al que sería transportado ese dinero  y robarlo, pero Gianna había pensado que  una forma más sencilla y menos riesgosa era hacerlo mientras el dinero este todavía en movimiento. Menos riesgo de asesinar a inocentes. Según las investigaciones, el vehículo tomaría la ruta 34 y pasaría por la carretera sur, la cual no era muy transcurrida, y menos a la hora en que se efectuaría el atraco.  –Será sencillo. ¿Estás en esto o no?-  preguntó la chica con la mirada intensa sobre el muchacho. Este se irguió. Algo no le cuadraba pero tenía que ser parte, él tenía que ganarse la confianza de la pelirroja para así cumplir su cometido inicial.
-De acuerdo. Estoy dentro. – La chica cambió su semblante a uno más relajado y dibujó una sonrisa en él.
–Cuento contigo entonces, novato.-Se giró hacia las demás, quienes se encontraban entretenidas con los papeles que la muchacha les había planteado el robo.
-Bien, creo que has previsto todo.
-Así es.
-No podré usar mis juguetes- lloriqueó la pelirrosa.
-Ya ya, usarás algo igual de divertido – alentó la castaña mientras acariciaba el cabello de su compañera, lo que parecía calmarla.
Fin del Flash Back.
 
Aceleró de repente y giró el volante, llevando el auto hacia la izquierda y pasando por el lado del camión blanco. El deportivo negro aceleró adelantándose al camión. Esa era la señal. A unos kilómetros se acercaba la entrada a un túnel por lo el que tendrían que pasar y en el cual, esperaba la siguiente parte del plan.
Nina se encontraba detrás del camión en otro auto. Lo que pasó después, era algo que toda la saga de Rápidos y Furiosos no podría envidiar. Había unos cuantos carros más en la ruta, que le servía de camuflaje para no levantar sospechas. El sol estaba por ponerse, la entrada al túnel se visualizaba. Gianna se situó con el deportivo adelante del camión y redujo la velocidad haciendo que este haga lo mismo, no sin antes, tocar desenfrenadamente el claxon. Los otros autos se adelantaron. Al verse por fin sola y apunto de efectuar su plan, Gianna sonrío. Entraron por el túnel. Una vez solos y habiendo ganado unos metros, Gianna frenó de golpe girando el carro y atravesándolo en el camino, bloqueando el paso. El camión se detuvo de golpe haciendo que flaqueé. Los dos hombres en la cabina parecían en total perplejidad. ¿Y las patrullas que deberían ser escoltas? ¿Qué estaba pasando?
 
Flash Back
-Entonces, ¿con las escoltas?- volvió a preguntar Johan.
-Así es, los distraerán mientras nosotras preparamos el resto. Serán el acto de apertura.
-No creo que la policía caiga en ello.
-Oh, claro que sí lo harán. Solo enfóquense-
Se encontraban en la auto pista, frente al camión rodeado por sus cuatro patrullas. Aya alzó soltó una ristada mientras aceleraba el paso. Johan la seguía de cerca.
-¿Listos para comenzar?
-Solo dilo-
-Bien… Empiecen – con aquel aviso los motores se aceleraron. Avanzaron rápidamente por las paralelas de los vehículos de policía. Cuando estos se percataron, los dos deportivos negros ya se encontraban retresandolos, pese a las insistencias de los policias ambos se quedaron retrazandolos un tiempo más mientras el camión avanzaba confiado, sin percatarse de que dos autos negros lo siguieron…
-Roja, no podremos aguantarlos por mucho tiempo.
-Entendido. Plan B – Ambos autos frenaron de repente ocacionando que las patrullas se detuvieran antes de dar la primera curva alejandolos por completo de su objetivo, a su vez volvieron a la marcha pero en sentido contrario, empezando una pequeña persecución.  
Fin del Flash Back.

Gia se bajó del auto y los hombres del camión igual.
-Señorita ¿Se encuentra bien?
-Lo siento tanto. No sé que pasó, de pronto mis frenos me fallaron-


-----------------------------------------
Lo siento, mi cerebro no da para más :'(
Pero la idea aquí es tener ese dinero, que está en la bóveda de ese camión.
Gia se encuentra con Alyssa en el puente.
Dereck con Fran distrayendo a las patrullas aunque seguro ya lo consiguieron.

Me inspiré en Rápidos y Furiosos 5. En estas escenas más o menos
Spoiler:

avatar
Mar.
.::░ღAdmin~Contest.ღ░::.
.::░ღAdmin~Contest.ღ░::.

Géminis Femenino Perú

Edad : 23
Cumpleaños!! : 30/05/1995
Mi llegada : 27/12/2009
Mis Mensajes : 2379
<b>Listones</b> 226 <b>Medallas</b> 1631

Volver arriba Ir abajo

Re: [Roll] Mafia

Mensaje por Nai el Sáb 4 Mar - 13:05

—Son raros—dijo aquel chico de melena rojiza en frente de Tim
—¿Cómo podrías saberlo? Acabas de llegar—respondió éste con voz monótona, sin molestarse siquiera en levantar la vista de los documentos que leía.
—Y esas chicas… en especial la de falda corta— hizo un sonido de gusto
—Pense que viniste aquí a decirme algo importante
—Mi opinión es MUY importante
—Sigue intentando
El chico suspiró
—Me agradas más cuando estamos matando a alguien, eres más divertido así— puso las manos detrás de su cabeza— Como sea, ¿no te parece que les estás dando mucha confianza a los nuevos? Ni siquiera has visto sus antecedentes, y no me vas a negar que es demasiado sospechoso que ellos sepan matar tan malditamente bien como lo hacen, para ser unos novatos.
—No me interesa.
—¿Qué si son infiltrados de la policía?
—Oh, por favor— exclamó, rodando los ojos y alzando por fin su mirada hacia él—. ¿Enserio te estás preocupando por la policía, Thaddeus? No hagas que me decepcione de ti
Thaddeus apretó los labios, mientras su mente retrocedía años atrás, a un cuarto oscuro lleno de cadenas y elementos de tortura manchados con sangre, en donde los gritos y el sufrimiento eran normales, en donde la frase <eran dichas una y otra vez por Tim, quien sonriendo lo golpeaba hasta perder el conocimiento.
—Espero que no hayas olvidado lo que pasa cuando alguien me decepciona— dijo casualmente Tim, mirándolo con una media sonrisa. Ante el silencio, continuó—. Bien, con respecto a estos chicos… No importa si son de la policía, están trabajando para mí, están matando para mí, y, por lo tanto, el plan sigue en marcha. Incluso cuando se enteren, si es que alguna vez lo hacen, ya será demasiado tarde. Ahora vete.
Sin decir más, Thaddeus dejo la habitación.
------------------
—Lo siento tanto. No se que paso, de pronto mis frenos me fallaron
El conductor la miró con comprensión
—No te preocupes, nadie salió herido.
—¿Y su carga salió ilesa, también? ¿Dónde está?
—Ah, si…—dijo con confusión, extrañado por su pregunta: el vehículo era bastante grande ¿Cómo era posible que no supiera su ubicación? Señalando a algún lugar detrás de ellos con el pulgar, prosiguió —Esta justo ahí, no llevamos nada frágil.
—¿Dónde es “ahí”?— ladeó la cabeza, curiosa— Porque, siento decirles, ese camión no parece muy suyo. Otra persona lo esta manejando
—¿De que estas…?
El sonido del motor volviendo a la vida cortó lo que iba a decir, haciendo que rápidamente voltearan hacia ruido. El camión avanzó ante sus atónitos ojos. Una  castaña manejaba. Fúricos, los hombres (hay que recordar que eran dos) regresaron su vista hacia la pelirroja
Lástima que ella ya estuviera en su auto, ¿no?
---------------------
—Pueden dejar de entretenerlos, Nina ya está en su lugar
Aliviado por la noticia (estaba cansado de jugar al gato y al ratón) se dirigió a su compañera
—¿Escuchaste?
—No estoy sorda, Didi
—Soy…—rodó los ojos, conteniendo su reclamo— Olvídalo. Solo ve hacia donde acordamos
—Vaaale
Ambos dirigieron sus deportivos hacia un enorme garaje, cortesía de uno de los contactos de Gia, siendo recibidos con las puertas abiertas. Ya dentro, fueron tragados por la oscuridad
Unos minutos después, sirenas sonaron desde el exterior. Habían traído refuerzos.
—Esta es una orden de la policía, abran las puertas—se escuchó por un megáfono —. Repito, abran las puertas, esta es una orden de la policía
Lentamente, aquel que controlaba el portón cumplió la orden. Una por una, las puertas de metal fueron subiendo. Cuando estuvieron del todo abiertas, se hizo el silencio, y los policías acercaron sus manos a las armas que llevaban. Entonces, una enorme camioneta salió con rapidez y chocó a la patrulla que tenía en frente. Como si se tratara de una señal, varios autos de distintos colores y tamaños salieron en tropel, la mayoría de ellos estrellándose contra los carros de la policía, otros dando vueltas alrededor. Se encontraban en un aprieto, no sabían a cuales tenían que arrestar, y los herían cada vez más.
Hasta que vieron a seis deportivos negros.
—¡¡Sigan a esos autos!!— gritó uno de los cuatro uniformados que estuvieron al principio de la persecución—. ¡¡Dos de esos deben de tener a los que perseguimos!! 
No se les ocurrió debatir ese razonamiento, al parecer, tan lógico. Pronto no quedo ni una sola patrulla en las afueras del garaje.
—Se fueron, salgan— comunico uno de los chicos del lugar— Cojan el azul de allí— señaló a un hermoso descapotable que acababa de ser estacionado— y lárguense. Díganle a Gia que es un obsequio, ya no le debo nada.
Estando dentro del auto, Aya gritó de emoción
—¡Nunca pensé que seria tan divertido!-puso sus manos enfrente suyo, girando un volante imaginario- ¡Operativo Carritos Chocones completado!
Derek sonrió
—Nunca pensé que Roja fuera tan fanática de Rápidos y Furiosos
—Ah, pero, ¿Tu piensas, Didi?




----
Ficha (Con respecto al personaje que agregué):
  
 Nombre: Thaddeus Finley
Edad: 24
Ocupación: De la mafia
Apariencia:  
Spoiler:
Personalidad: Coquetería natural + algo de rencor + un poco narcisismo + habilidades de asesino  = Thaddeus. Este chico te hará piropos (no estúpidos ni demasiados babosos si apenas te conoce) en cuanto te vea, a veces hasta de forma inconsciente (saludos que incluyen un “guapa” o “linda” son ejemplos de ello). Debido a la vida que desde pequeño fue obligado a llevar (sus padres eran asesinos de Tim, murieron cuando tenía 7, y el jefe por alguna extraña razón en vez de matarlo o darlo en adopción se hizo cargo de él desde entonces)  es imposible para Thaddeus no guardar rencor hacia aquellos que lo han apaleado o torturado y que no puede matar (entiéndase: Tim). Siempre ha sido de la opinión de que uno debe quererse a si mismo, el problema es que en ocasiones lleva ese amor propio al extremo…
Extras:
-No le gusta el chocolate
-El haber sido criado por Tim lo hizo insensible al dolor provocado por cualquier tortura; sin embargo, de tener opción, prefiere no ser el hacedor de las mismas.
-Le encanta participar en peleas y carreras callejeras
-Hay ocasiones en las que es algo pervertido, pero se le pasa enseguida, tranquilos (?
Armas:
Puede manejar cualquier tipo de arma (Tim se encargo de eso), pero sus favoritas son
-Pistolas
-Shuriken
Pareja: Nah~

Espero no les importe que haya agregado a otro personaje (<.<)...
 
''Operación Carritos Chocones'':
 
avatar
Nai
**Fan*Contest**
**Fan*Contest**

Cáncer Femenino Sin Bandera

Edad : 17
Cumpleaños!! : 22/06/2001
Mi llegada : 15/03/2013
Mis Mensajes : 147
<b>Listones</b> 16 <b>Medallas</b> 124

Volver arriba Ir abajo

Re: [Roll] Mafia

Mensaje por Fire. el Lun 27 Mar - 0:33

El camino no tuvo mucho problema en realidad, bueno, eso hasta el sonido de sirenas tras ellas.
- Oh, genial. - Alyssa tomó su comunicador. - Entonces ¿Cuál es el plan?
- ¿Huida?
- ¿Por qué es una pregunta?
- Creí que era obvio. - Y, como si algo hubiera sido planificado, cortó. Pero, es verdad que con el poco empeño que le ponía la policía a algo como eso, no le sorprendía el porqué no podían con esa mafia, de alguna manera sintió frustración. Pero, después de razonar que cargaba un camión con 40 millones de dólares, realmente.. Todavía podía desviarse del camino y pagarse unas vacaciones con recorrida al mundo y casa en cada ciudad.
Pero... Eso solo sería verdad si fuera otro tipo de persona ¿No?

A su lado había una escopeta, para cualquiera con un conocimiento mínimo de leyes, sabía que su portación era ilegal, aún cuando trataba de esa cantidad de dinero.
Y aunque eso la hizo pensar más sobre contra qué tipos de personas estaba yendo Tim, tampoco era como si se la quedara viendo mientras lo razonaba.

La tomó, mantuvo el pie en el acelerador y utilizó el otro para mantener estable el volante. Después de todo sus manos estaban ocupadas. Sacó medio cuerpo por la ventana, y sin detenerse a pensarlo mucho disparó.
Sabía que Gia no estaría de acuerdo, ya había escuchado por parte de Dereck, que al parecer no le agradaba dejar muertos, razón muy importante para hacer hincapié en algunas cosas, pero dejaría que de eso se encargue otra persona, a ella no le incumbía.

Nuevamente, disparó.

Bien supo que al atravesar el parabrisas, había acertado al brazo del conductor de uno de los de primer fila, lanzó otro al notar el leve patín hacia la llanta delantera, logrando que el auto descarrilara y perdieran formación, por tanto detener a cierta parte.

¿Tan importante era ese dinero?
Oh, claro, el dinero siempre es lo que importa.

Al notar que no dejaban de seguirla, volteó la mirada, atrancó el acelerador con la escopeta y se acercó al otro lado de la cabina.
El auto de Gia estaba cerca, y novelado al camión, por lo que simplemente se quitó la pereza con un corto movimiento.
Y apoyándose en el marco de la ventana, no dudó en lanzarse de frente, casi que agradecía que no hubiera acelerado justo en ese momento. Pudo estabilizarse con las manos entre el comienzo de la puerta y techo, para acotejarse de tal manera que sus pies entraran primero, impulsando con una fuerza media, para pasar hasta el asiento del copiloto, y no romper el vidrio.
Claro que si Gia no se hubiera apartado a tiempo, un buen golpe si hubiera recibido.

- ¿Acaso me intentaste golpear? - PReguntó más por instinto que otra cosa, y con eso, recordó lo que alguna vez le platicó Johan, y de alguna manera se preguntaba el proceder de los nuevos.
- ¿Yo? ¿A mi superior? - Preguntó irónica. - Jamás. - Sonrió, de hecho no lo intentó, por nada, esperaba que sí lo esquivase, o el auto y ellas se habían mierda de pavimento.
- ¿Y el camión?
- Supongo irá de largo hasta que la gasolina ya no de o se estrelle, lo que venga primero.
- Eso que has hecho es muy irresponsable.
- No es que me hayan contratado para serlo. - Se encogió de hombros. Gia dejó salir una leve sonrisa. Estaba preocupada por algún imprevisto ante un atropellamiento, pero solo esperaría a que no fuese el caso.



- ¿De regreso, bonita? - Thaddeus dejó que una sonrisa ladeada iluminara su rostro. La morena en cuestión volteó la mirada.
- Tim no te tiene oficio al parecer. - Se cruzó de brazos al notar que no la dejaría en paz.
- Simplemente ando de reconocimiento.
- ¿Los nuevos?
- Algo así. - Ella resopló. - ¿Qué?
- Olvídate.
- No es por eso. - Rió levemente al saber a lo que se refería. Ella levantó una ceja insinuante, él miró hacia un lado aceptando la realidad.
- No cambias.
- Ya ves.



- Hemos llegado ~ - Saludó la rubia una vez llegaron al terreno de Tim.
- ¿Y el camión? - Preguntó Johan, al notar que solo llegó el deportivo.
- Ah...Eso... - Miró a Gia cómplice y la pelirroja se acercó con una sonrisa.
- Se fue.
- ¿Se fue? - Y entonces recibió encogidas de hombros de parte de las dos chicas. Él se masajeó la sien. - No me hagan pensar que hicimos todo eso por nada.
- No por nada. - Corrigió.
- ¿Entonces?
- Por 40 millones de dólares. - Se acercó al auto y desde dentro desbloqueó el baúl, ayudada por Alyssa que terminó de abrirlo, dejando a la vista varias maletas, no solo ahí, sino también escondidas por todo el deportivo.
- Si hubieran sido 50 millones el auto no hubiera soportado.
Johan simplemente quedó mudo, y recibió una burla a sus espaldas.
- Te tomaron el pelo ~ - Canturreó Fran con una gran sonrisa, sin dejar de reír. Él la fulminó con la mirada pero de nada sirvió.
- Lo siento novato, cosas que pasan. - Trató de consolarlo Gia.
- No puedo creer que te prestaras para eso.
- ¿Quién dice que me lo pidió? - De nuevo quedó mudo.- Voy a decirles que la misión está completada. - Entonces se alejó. Dejando a Johan refunfuñando para sí, pero no tardó mucho en ello cuando se adelantó a las otras dos, pero fue interrumpido por el brazo de su hermana.
- Necesito hablar contigo, he reconsiderado algunas cosas. - Sonrió, él compuso rostro de duda ¿Qué estaría pensando? Solo sabía que en ese momento le tocaría descifrar, el extraño idioma femenino, el que se volvía más pesado siendo infiltración.



- ¿Los nuevos? - Preguntó al verla pasar a su lado.
- Ya se lo dije, no gastes saliva. - Le dijo Kaydy, Gia sonrió.
- Eres malvada.
- Mi segundo nombre.
La pelirroja no evitó reír, y se acercó.
- ¿De curioso? - Él chasqueó la lengua en falsa ofensa.
- Me lastimas, linda.
- Claro, claro. - Gia solo continuó, quería salir pronto de ello. Thadeuss observó un momento afuera, y vio a los tres jóvenes conversando, algo que tenía claro es que las chicas eran más lindas en persona.



Pasaron unas horas desde la llegada de la misión, Gia aprovechó para darse una ducha, y prosiguió a darse un paseo por los ya conocidos y trillados pasillos de esa mansión. Entonces, sintió una presencia a su espalda, solo echó la mirada hacia arriba en diversión.

- ¿Qué pasa? - No se preocupó por mirar hacia atrás.
- Día libre. - La voz de Johan retumbó en sus oídos, dejando un sentimiento de alegría y eso la tenía algo fastidiada.
- ¿Eh?
- ¿Cuándo tienes día libre? - Preguntó alcanzando su paso.
- Me estás preguntando por algo que no sabes si existe. - Lo observó de soslayo de manera sospechosa.
- Los trabajadores públicos tienen días libres ¿Por qué tu no?
- Estos no son servicios públicos novato
- Por lo mismo. - Se encogió de hombros, ella sonrió.
- Se supone que era hoy.
- ¿Te apetece salir?
- ¿Qué?
- Ya sabes... No quedarse encerrado en esta... - Quedó un momento callado buscando la palabra correcta.
- ¿Horrorosa?
- Aburrida. - Corrigió. - Mansión.
- Olvidalo, no se sabe cuando haya otra misión.
- Tienes celular.
- Eso no cambia las cosas.
- Y un auto. - Ella se mordió el labio inferior. si le ponía de excusa el tiempo en llegar por los folios estaba en desventaja si intentaba refutar.
- No es mío.
- En el mío.
- En serio ¿Qué quieres? - Se detuvo, no muy después, él también lo hizo y se puso frente a ella.
- Platicar un poco, ya sabes como personas normales.
- Aquí encuentras de todo, menos personas normales.
- Podemos aparentar. - Se encogió de hombros, ella volvió a sonreír involuntariamente. - ¿Qué dices?


Creo que se nota que no hay problema, disculpen lo largo xDD

avatar
Fire.
.::♡.Moder*Contest.♡::.
.::♡.Moder*Contest.♡::.

Leo Femenino Ecuador

Edad : 22
Cumpleaños!! : 03/08/1996
Mi llegada : 30/06/2010
Mis Mensajes : 1295
<b>Listones</b> 293 <b>Medallas</b> 1134

Volver arriba Ir abajo

Re: [Roll] Mafia

Mensaje por Mar. el Vie 31 Mar - 3:24

Se observó una vez más ante la vitrina del aparador y acomodó su flequillo. Giró un poco: todo en orden. ¿Quién diría que podría lucir así? Alisó su falda y se volvió a observar. Falda negra hasta la cintura, una blusa blanca, un moño alto y zapatos de tacón negros, con una cartera de mano y un ligero maquillaje sobre su rostro.  No solía arreglarse diariamente, no es que no tuviera el cómo, sino que simplemente no era ese tipo de chica. A ella no le iba eso, para ella siempre había sido sencillo: un par de trapos encima y listo. Las únicas ocasiones en las que tenía que arreglarse eran en las misiones encubiertas, pero eso no contaba. Las misiones jamás habían contado para ella en su vida. Cada que iba a trabajar cerraba todo su mundo, era como ser otra persona, pero ahora estaba allí, casi disfrazada como una muñeca de aparador. Se volvió a recostar sobre el muro al lado de la vitrina, en dónde había estado esperando al novato, justo en el lugar y a la hora en que habían quedado en encontrarse. Se sentía como aquellas chicas que había visto mil veces en películas y series, todas ellas emocionadas esperando a su crush en su primera cita…cita…cita. Esa palabra fue como un timbre en su cabeza que la hizo reaccionar. Abrió los ojos de pronto. ¿Pero qué rayos estaba haciendo? ¿En qué pensaba en aceptar salir con el rubio? No. No. Ella no era ese tipo de chica, ella tenía que estar ocupada en misiones… Inmediatamente, se dio media vuelta y empezó a caminar.

-¿No me digas que ya te vas? ¿Acaso llegué tan tarde? – su voz sonaba divertida más que fastidiada, y a ella le puso los nervios de punta. Pero no lo iba a admitir, detuvo su andar. -¿Acaso te retractaste?
-Yo… ¡No! Es que… pensé que ya no vendrías, porque tardaste y yo…-la joven se dio media vuelta sin alzar la mirada. Se sentía algo vulnerable con esa apariencia.
-Lo lamento mucho, no esperaba que llegaras tan temprano. – se excusó él. La joven lo observó con una mirada algo indignada.
-¿Por qué? ¿Por qué las mujeres siempre llegamos tarde? – y ahí iba, a punto de iniciar una discusión con su postura feminista y anti sexista. El chico solo soltó una risa.
-No, en realidad es porque pensé que te arrepentirías y no vendrías. O que si llegabas, sería al límite de la hora. No me imaginé que estarías esperando, es todo. Me has sorprendido…en todo aspecto –El muchacho le dedicó una mirada que arrasó con todo su sentido común y en un segundo le robó el aliento, haciendo que se sonroje.
-Ah, bueno- le costaba estar en esa situación, todo aquello era nuevo para ella. Alzó la mirada para observar al rubio sonriendo. Se veía muy bien de ropa casual: jean, polo blanco, chaqueta negra y sus zapatos del mismo color. Su cabello sutilmente peinado hacia un lado y sus ojos arrebatadores que parecían intentar descifrarla con una sola mirada.
-Bueno, ¿vamos? – y ante sus palabras despabiló.
-¿Eh?
-¿Qué si vamos? – El chico se giró y empezó a caminar.
-Eh, sí. Claro… ¿A dónde?- preguntó inocente, mientras alcanzaba el andar del chico. Él volvió a reír. No es que sea un chico que va de sonrisa en sonrisa, pero las actitudes de aquella pelirroja no podían traerlo de otro modo.
-Pues a lo que quedamos. Vamos a tomar un café ¿te parece? ¿O quisieras ir a otro lado?
-¡No! El café está estupendo – habló un poco alto con un tono medio ansioso.
-De acuerdo – respondió entre risas Johan. -¿Estás bien?
-Sí…es solo que… - por un momento cayó. Caminaron segundos en silencio –Es la primera vez que hago esto. – admitió en un tono bajo, casi en murmuro como para que solo él escuchara.
-¿No has salido con alguien antes?
-¡Claro que sí!... bueno, en realidad…no así. Todas las salidas que he tenido han sido en cubierta, por lo que no…
-¿No cuentan, verdad? – ella asintió.
-Bueno, entonces esos me pone en un papel comprometedor. – La chica lo observó curiosa. –Claro, debo darte una gran primera impresión. Luego te desanimas y no vuelves a salir en tu vida, y yo seré el responsable de que te quedes sola con cincuenta gatos – la joven no pudo evitar soltar una risa ante ello y golpeó suavemente su brazo.
-¡Que tonto!
-Es enserio. – Ella solo sonrió.
-Ya claro… Si eso pasa, te prometo que de venganza te hago padrino de todos mis gatos.
-¡No pienso pagarle bautizos a todos ellos!  -ambos soltaron a reír.
-Bueno, está decidido.
-¿Qué cosa?
-¿Cómo qué cosa? ¡Te daré la mejor cita que tendrás en tu vida! – la chica solo alcanzó a pestañar, porque de repente, se vio siendo jalada por el rubio a quién sabe dónde.


-------------------------------------------------------------
Bueno, es todo lo que tengo.
Creo que en esta cita, estaría bueno explotar el lado tierno de Gia. A ella le encantan los dulces, los peluches y los animales… creo que entra bien. Alguna tienda por ahí, y así Dereck la conoce con otros ojos y viceversa. No lo hago yo, porque es tarde y debo irme!
avatar
Mar.
.::░ღAdmin~Contest.ღ░::.
.::░ღAdmin~Contest.ღ░::.

Géminis Femenino Perú

Edad : 23
Cumpleaños!! : 30/05/1995
Mi llegada : 27/12/2009
Mis Mensajes : 2379
<b>Listones</b> 226 <b>Medallas</b> 1631

Volver arriba Ir abajo

Re: [Roll] Mafia

Mensaje por Nya el Sáb 1 Abr - 2:47

La puerta sonó dos veces pero eso no lo detuvo de seguir escribiendo en su computadora. Fue entonces cuando pasado un tiempo prudente, recordó que habían llamado a la puerta, a esa edad ya estaba pasando muchas cosas.
- Adelante. - Dijo.
La puerta se abrió, revelando a un hombre joven con gabardina quien hizo un saludo estilo militar. El que encontraba extraño eso, era porque no trabajaba en el cuerpo de policía ya que era muy común.
- Agente Liam, no se quede de pie. - Lo miró. - Sientese. - Dijo señalando con la palma de mano para luego seguir escribiendo. Pero el joven no se sentó.
- ¿Hasta cuando va a permitir esto? - El hombre dejó de escribir y apartó los lentes. Junto las manos como si rezase.
- Liam, ya estamos en ello ¿recuerdas? -

- No hay progresos. -
- Paciencia. -
- ¡La paciencia esta matando a personas! El fin no justifica los medios. -
- ¿Prefieres que envie una carta al gobernador para que entren los militares? - Se levantó y alzó vista a la ventana. - Liam, ya tenemos a los mejores en acción. -
- Supervisor, con todos mis respetos, pero uno de ellos no es responsable de los daños que causa. -

- Y aun así ha salido invicta de todos los problemas. Cierto es que... son inusuales. Uno tiene una manía del orden impecable, otra es casi perfecta y la última tiene ciertos problemas de personalidad, pero dan resultados. - Miró al chico. - Liam, ya tenemos a muchos agentes en el campo y de seguro algunos de ellos ni son leales. Se que la pasion por tu trabajo te ha llevado a superar numerosos casos de asesinatos por el cual nadie se atrevía a resolver... pero deja esto a los otros departamentos de operaciones especiales y organización criminal. -
- No lo comprende. - El hombre sonrió con amargura y se giró para observar al joven detective.
- Si tanto deseas, te daré una misión. - Caminó hasta un archivo y sacó una carpeta que lanzó en la mesa del despacho. - Si logras resolver este caso, me plantearé lo que tengas que decir. -
Liam tomó dudoso aquellos archivos y con valentía echó un vistazo a su interior. Enseguida sus ojos se abrieron.
- Esto... - El mayor asintió.
- El mayor caso de secuestros de menores. Te estoy dando la oportunidad de ascender Liam, puedes rechazarlo si quieres, pero una vez que lo aceptes, no hay vuelta atrás. Me da miedo decirlo pero... confío en ti. - Una comisura se dibujó en sus labios. - Así como confío en nuestros tres agentes. - Liam sonrió.
- Así se hará supervisor. -



Cerró de golpe el armario y se echó un vistazo en el espejo. Estaba sudorosa, agitada y aunque no quería reconocerlo, se sentía y se veía horrible. Se había negado siempre a hacerlo pero realmente, el dolor de cabeza la estaba matando, tanto que se vio forzada a tomar las dichosas pastillas.
Era plenamente consciente de que tenía un problema y estos días se estaba dejando llevar demasiado pero es que a nadie le hacía gracia unas pastillas que logran cambiar las personalidades. ¿Hasta que punto era ella misma? ¿Y si le robaban la libertad de pensar? Preguntas que daban bastante miedo responderlas, pero mas miedo daba perder a aquellas personas importantes por ello.
Una llamada a la puerta interrumpió y se maldijo entre pensamientos. De todos los momentos, ese era el peor.
- N-Nina... - Fingió la mejor sonrisa posible al verla.
- Hm. - Respondió entrando en la habitación. Al acordarse de que la habitación estaba hecha un asco, Fran entró en pánico.
- No es lo que parece... -
- No pasa nada. - Se sentó al bordillo de su cama con una leve sonrisa que pronto desapareció. - ¿Estás bien? -
Alyssa la observó de arriba abajo, algo no le encajaba. La pelirosa al ver aquel gesto, también se acordó de que estaba apenas sin ropa, tan solo unos shorts sueltos y una camiseta como las de dormir la cubrían.
- Puedo explicarlo. -
Y entonces tercer error, aún tenía el bote de pastillas en la mano cuando las alzó. Con suerte, la rubia no conseguiría descifrar su contenido. Con mala suerte, sabría que son pastillas para el desorden mental.
- Puedo... explicarlo... -

Este post se tardó cinco minutos y treinta y siete segundos en subir. Me da miedo escribir mas y que luego no se suba lol.
Sobre lo del principio... no se, pensaba que en algun momento los buenos se encuentren con los malos y con los buenos haciendo de malos (?)
avatar
Nya
**Fan*Contest**
**Fan*Contest**

Virgo Femenino España

Edad : 23
Cumpleaños!! : 12/09/1995
Mi llegada : 13/03/2011
Mis Mensajes : 459
<b>Listones</b> 65 <b>Medallas</b> 368

Volver arriba Ir abajo

Re: [Roll] Mafia

Mensaje por Fire. el Vie 16 Jun - 18:45

Nina había achinado los ojos ante aquella respuesta, desde que entró en la habitación supo que las cosas no iban bien, no, lo sabía desde que le entregaron el expediente de la chica, pero si tenía que hablar de ello, prefería un lugar más privado, y bajo circunstancias menos desfavorables a una misión encubierta.

Por lo que le dedicó otra pequeña sonrisa, y se inclinó levemente hacia delante, haciendo que el cabello que reposaba en su hombro cayera, una imagen que quizá le hubiese quitado el aliento a más de uno, y a Fran la hizo tragar fuerte, Alyssa era demasiado atractiva para el mundo, o eso siempre había pensado, pero nunca lo suficiente para matar, o quizá dependía de la persona, lo importante era, que entendía que no trataba de jugar con ella, lo sabía porque su mirada no tenía el típico brillo de coquetería que siempre desprendía de ella. Más bien, estaba preocupada ¿Por ella? ¿Por la misión? ¿Por su hermano? Quizá por todo.

- No importa. - Negó con tranquilidad, ella bajó las manos suavemente y apretó el frasco con fuerza(No como para romperlo) ¿Ahora qué?.
- En serio.. Yo... - Trató de explicarse sin encontrar mucho. - La misión anterior fue algo agotadora así que... - Mala mentira y por ello también fue detenida por la mano de Alyssa.
- Está bien Aya. - Nina se levantó de la cama, y se acercó a ella con una sonrisa tranquilizadora. - Conversemos un poco ¿Sí? - Entonces la notó nerviosa y que observó las pastillas. - No de eso. - Aclaró tomándola de los hombros. - Solo de cualquier cosa mientras damos un paseo ¿Te parece?
- Pero... - Observó su habitación y recordó su propio estado.
- Está bien, puedo esperar. - Volvió a sonreír. - Hay tiempo suficiente.
Aya sintió cómo sus pastillas eran arrebatadas en un delicado movimiento de manos, y luego dejadas en la mesita de noche, con la misma gracia que caracterizaba a la mayor.
Se maldijo por no ser buena en corta distancia.
- Eres una tramposa. - Dijo infando una mejilla, Alyssa rió levemente.
- No por nada estoy aquí. - Se volvió a sentar en la orilla de la cama. - Vamos. - Hizo un gesto con la mano. - Ve a ducharte y a ponerte un cambio de ropa limpio.

---

El café estaba bien, que bien ¡Estaba demasiado bien!
Había estado en muchos lugares dónde había probado cafés de todo tipo, lugares caros, donde solo podían entrar personas "importantes", y ninguno se comparaba a aquel.
Era una cafetería sencilla, así mismo sus trabajadores, y puede que hasta la misma preparación del café y los dulces lo fuese, pero tenía algo que no tenía cuando iba a las otras cafeterías, y era tranquilidad, es decir no tenía que estar vigilando a nadie, no tenía que buscar nada, solo disfrutar de la porción del pastel de chocolate que había pedido, y de la plática que llevaba con el rubio.
- Entonces... ¿Debí haberte llevado a un lugar con más clase? - Aquella voz de burla la hizo despertar.
- ¿Qué? ¿Por qué? - Se vio confundida. Él soltó a reír. - ¡Oye! - Ella sonrosó inmediatamente.
- No nada, has estado viendo cada rincón del lugar como si nunca hubieses entrado a una cafetería.
- No es eso... - Se encogió levemente. - He estado en cafeterías, pero en una como esta... - Volvió a recorrer con la mirada sintiéndose nostálgica. - Se podría decir que ha pasado un tiempo.
- ¿Cuánto?
- 84 años.
- ¡Dios! Estoy saliendo con un vejestorio.
- Acepta que me conservo bien.
- Lo haces ¿Elixir de la eterna juventud?
- No, le robo la juventud cada que veo a alguien. - Sonrió observándolo.
- ¿En serio? ¿Cuánta juventud me has robado hasta ahora? - Él levantó una ceja desafiante. Ella hizo una mueca de poco importar.
- La verdad que muy poca. - Se encogió de hombros.
- No me importaría si lo hicieras hasta matarme. - Sonrió, observándola a los ojos. Ella quiso burlarse de ello, en serio que quiso. Pero cuando la miró de esa manera tuvo que apartar la vista y centrarse en el café con leche que había tomado de manera arrebatada. - Ese es mío ¿Sabes?
Ella se alarmó y lo alejó rápidamente.
- Es mentira. - Él sonrió divertido. Ella regresó a beberlo más tranquila, o como pudo.
- Andamos bromistas hoy ¿No?
- ¿Cuándo no lo he sido contigo? - Preguntó. Gia quedó pensativa, y de hecho, era verdad, dejando de lado las misiones cada que estaba con él, el ambiente se tornaba lo suficiente cómodo como para bromear por cualquier cosa, aunque a veces creía que de hecho si que se estaba metiendo con ella. - No encuentras nada ¿Eh? - Rió un poco. Gia lo miró fulminante. Él negó relajando su risa de a poco. - ¿Dónde vamos después?
- ¿Después?
- Obviamente, no voy a traerte solo a un café.
Ella se lo pensó, después de encogió de hombros, no había hecho antes eso estaba claro.
- Cualquier lugar que te guste. No importa si es el fashion show de Victoria's Secret
- ¿Por qué querría ir a eso? - Él se encogió de hombros.
- Solo por mencionar algo.
- No creo... - Entonces volvió a pensarlo. - ¡Ya sé!

No tengo mucha imaginación, me he desentrenado lol (?
avatar
Fire.
.::♡.Moder*Contest.♡::.
.::♡.Moder*Contest.♡::.

Leo Femenino Ecuador

Edad : 22
Cumpleaños!! : 03/08/1996
Mi llegada : 30/06/2010
Mis Mensajes : 1295
<b>Listones</b> 293 <b>Medallas</b> 1134

Volver arriba Ir abajo

Re: [Roll] Mafia

Mensaje por Nya el Sáb 29 Jul - 19:33

Por supuesto, ya había hecho los deberes antes de aceptar la misión. Los mas normales o personal ajeno al problema solo cuestionarían la capacidad de la chica en una operación ya que obviamente, no tenía capacidad para razonar bien.
Pero lo que desconocían es que era esa misma discapacidad lo que le otorgaba esa puntuación tan alta de éxito. Era ajena a todo rastro de peligro, no era muy consciente del peligro que aguardaban algunas cosas si no salían conforme al esquema y por tanto la palabra miedo no existía en su diccionario personal. El único problema que realmente presentaba es que era necesario alguien capaz de controlarla de vez en cuando y Alyssa vio su oportunidad tan pronto como comenzó a notar los escalofríos que tenía Aya.
- Está bien. - Dijo Alyssa enlazando la mano con la suya. Aquello hizo sobresaltar a la pelirosada, tanto que hasta en su rostro se notaba desorientación. Pero tras medio minuto, ya estaba mas relajada.
- Creo que realmente debería ir a por las pastillas. - Se atrevió a decir Aya. Si le empezaba a dar un ataque y dejase de reconocer lo que era realidad y alucinación, problamente las cosas acabarían muy mal.
- No. - Dijo la rubia. Pero no fue un "no" tajante, si no que tenía gracia y para que decir mas, todo lo que hacía Alyssa incluso en los gestos, tenía cierta gracia y sensualidad. Había nacido con ese don.
- Pero... -
Alyssa puso en dedo en sus labios. Si pretendía tranquilizarla, mas bien estaba haciendo efecto  contrario. - Confía en mi. -


No tengo tiempo.
avatar
Nya
**Fan*Contest**
**Fan*Contest**

Virgo Femenino España

Edad : 23
Cumpleaños!! : 12/09/1995
Mi llegada : 13/03/2011
Mis Mensajes : 459
<b>Listones</b> 65 <b>Medallas</b> 368

Volver arriba Ir abajo

Re: [Roll] Mafia

Mensaje por Fire. el Sáb 23 Sep - 13:36

- Y ahora ¡A la ducha!
La rubia se había tomado la molestia de llevarla hasta ahí, mientras la engañaba con algunos trucos. Y aunque sabía que no era lo mejor, tenía cosas que atender y necesitaba a la chica limpia.
- P...Pero... - Pudo pronunciar la pelirrosa, Alyssa había comenzado a recoger algunas prendas que había visto tiradas después de cerrar la puerta.
- ¿Pero qué? - Preguntó hasta con inocencia. - Si quieres te baño yo. - A Fran se le subieron los colores al rostro de solo imaginarlo, antes casi la mataba solo con cosas tan simples como tomarla de la mano, si realmente se atrevía... Quizá..m Moriría feliz. Pero al mismo tiempo, no aguantaba esa presión por lo que no tardó en hacer caso y tomar la dichosa ducha.
Pudo escuchar la risa cantada de su compañera, mientras, al parecer ordenaba su habitación.
...
...
¡¿Y si encontraba algo que no debía?
Claro que ella era chica, como ella y usaban las mismas cosas pero de todas maneras...
Aceleró su ducha, y se envolvió en una toalla, saliendo rápido, y encontrando en las manos de Alyssa algo que le regresó el rojo a su rostro.
- Qué rápido has salido. - Le sonrió tranquila, mientras separaba la ropa.
- Eh...
- Te dejé ropa limpia ¿No la viste? - Preguntó acercandose a la chica. Ésta respingó al sentir las manos de Alyssa sobre sus hombros húmedos, pero decidió negar. - Está ahí. - Señaló al soltarla para regresar a lo suyo.
- No es necesario... - Fue ignorada, pues la mujer solo continuó.
- Está bien. - Respondió una vez Fran decidió conenzar a vestirse. - Cuando estabamos pequeños con Johan acostumbramos a ordenar y limpiar la casa, a él se le desarrolló un trastorno. - Rió levemente recordando lo cascarrabias que llegaba a ser. - Y yo... simplemente estoy ayudando a una amiga. - Volteó encontrandola ya cambiada y sonrió. Se acercó al pequeño velador y sacó un peine, y la llevó a la cama, poniendose tras ella para comenzar a escarmenar. - ¿Sabes? siempre quise otra chica en casa por estas cosas, antes peinaba a mi hermano, pero cuando creció ya no me dejaba. - Quedó pensativa un momento. - Que molestia que tuviera que crecer. - Se quejó regresando a los cabellos rosas. - Es lindo que lo tengas largo, el mío tuvo que ser cortado en una misión.
Fran quedó atenta a ello y movió la cabeza para poder verla de soslayo.
- Algún día te contaré. - Sonrió. - Listo. - Se levantó y se puso frente a ella. - Verás... vine con otras intenciones además de dar un paseo.
La pelirrosa realmente no entendía pero si se continuaba acercando así, ya no sabría nada, además de que su rostro quemaba.
- Vamos a una misión.
- ¿Eh?
- La acabo de pedir... El hombre encargado es muy fácil de convencer... Así que... si logramos esto, créeme que tendremos mucha más confianza, y... podremos saber más cosas. - Sonrió ampliamente una vez se alejó. Y Fran comprendió que se acercó tanto solo por seguridad. - Así que... ¿Me acompañas?
Fran desvió su vista a las pastillas y la rubia le tomó el rostro para que la viese a ella.
- No las necesitas. - Sonrió y se levantó. - ¿Vamos? - Extendió la mano, y no muy después fue correspondida.


▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬


- ¿El parque de diversiones?
- Emm... ¿Sí?
- Que infantil. - Johan se tapó los labios con las manos y comenzó a reír en burla. Gianna frunció el ceño, y avanzó. - Oh, vamos. - La alcanzó. - Simplemente no me lo esperaba.
- ¿Y que esperabas?
- Una tienda de mascotas, o algo así.
- No tengo ganas de ver animales siendo negociados.
- Tu sabes... hacemos cosas peores.
- Lo sé, pero en estás situaciones prefiero evitarlo.
- Entiendo. - Sonrió. - ¿A qué te quieres subir? - Ella quedó observando el rededor y él al notarlo, la tomó de la mano y la encaminó en la dirección contraria.
- ¿A dónde vamos?
- Confía en mí. Tenemos todo el día para probar todos los juegos.
Ella lo miró ¿No estaba siendo demasiado amable? Aunque así fuera él...
- ¿Qué crees?
- ¿Carritos? ¿Entramos ahí?
- Tu sí, no sé yo, pero que más da. - Se encogió de hombros.
- ¿Compartiremos el mismo auto?
- ¿Y perderme la competencia? ... No.
Rieron, y no tardaron en subir al juego. Al que le seguía la montaña rusa.


▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬


Asco, pero hice algo (?
avatar
Fire.
.::♡.Moder*Contest.♡::.
.::♡.Moder*Contest.♡::.

Leo Femenino Ecuador

Edad : 22
Cumpleaños!! : 03/08/1996
Mi llegada : 30/06/2010
Mis Mensajes : 1295
<b>Listones</b> 293 <b>Medallas</b> 1134

Volver arriba Ir abajo

Re: [Roll] Mafia

Mensaje por Mar. el Mar 26 Sep - 18:32

La cuenta regresiva estaba por terminar. Se detuvo contra la pared con su arma en las manos. Se asomó sutilmente a través de la esquina para divisar su alrededor. No había rastros de su enemigo. Se tomó un instante en soltar un ligero respiro y bajar el arma… Ese fue su error.
-No es bueno bajar la guardia, novato - escuchó la voz de la joven, risueña y con cierta pica, seguido del contacto del arma en su pecho. -Si disparo desde aquí, te dejaría un gran moretón.
Johan sonrió ladino. Vaya que esa chica la había jugado un jaque mate.
-¿Lo harías? - Ella le sostuvo la mirada un momento, divertida y amenazante, antes de con una sonrisa bajar su arma.
-No, me gusta ser misericordiosa - sonrío.
-Vaya, que amable de tu parte.
-Lo sé. Entonces… te doy una ventaja. Necesitamos un desempate - afirmó la chica, antes de alejarse corriendo de allí. Él se quedó observando divertido. Había sido una gran sorpresa cuando la joven jaló de él hacia un puesto en donde resaltaba un letrero que decía: PAINTBALL.  

Flash Back
-¿Segura que quieres entrar aqui?
-¡Sí!- dijo dejando soltar un gritillo de emoción, para luego silenciarse ella misma -Lo siento. Sí, siempre he querido venir pero nunca he podido… los de la corporación lo verían mal.
Derek la observó, la pelirroja realmente se veía emocionada con la idea. Ya habían recorrido una buena cantidad de juegos del parque de diversiones, pero ella había quedado encantada con el que tenían delante.
-Bueno, entonces ¿Qué esperamos? - Gia se giró hacia él con una sonrisa en su rostro y los ojos brillantes de emoción. Y empezaron a caminar hacia la entrada. Compraron sus pases y se dirigieron hacia los vestidores en dónde se debían de colocar los uniformes y las protecciones correspondientes. Los unieron a un equipo. Gia estaba en el equipo rojo y Derek en el azul. Entraron al campo de competencia y el silbato se escuchó, pronto todos huyeron a esconderse y algunos empezaron a atacar. Tenían diez minutos de juego, pero en menos de lo que pensaron, la mayoría de su equipo había sido eliminado al menos una vez. A excepción de ambos, quienes aún no habían recibido ni una sola manchita.
Fin del Flash Back


Quedaba un minuto en el reloj. Gia y Derek se encontraban frente a frente apuntando con sus respectivas armas. Todo su equipo los observaba desde una distancia prudente. Todos con grandes cantidades de pintura en los chalecos.
-Entonces… ¿qué harás? ¿Te rendirás como buena damisela? - rió burlón el rubio.
-Já,  ni en tus mejores sueños NO-VA-TO - afirmó con gracia y resaltando la última palabra.
-Entonces ¿debería rendirme para ser un buen caballero? - soltó galante. Algunas de las chicas que se encontraban a su alrededor suspiraron. Gia sopló un mechón de su cabello, mientras hacía un gesto con la ceja.
-Para tu suerte, yo no creo en las cortesías, pero si insistes, te haré el honor…
Tres, dos, uno. ROUND de DESEMPATE.

Gia disparó, Derek también, Gia logró esquivarlo y él también. La pelea era pareja. Tenían solo un minuto. Gia disparó certera mientras corría y Derek lo esquivó rodando al suelo. Ambos sabían que no podían realizar grandes maniobras para no verse descubiertos, pero ninguno quería perder. Pero las cosas se vieron en contra a Derek y optó por esconderse. Tenía un solo balín más y su mirada, estaba distraída en el rostro de disfrute de la peli naranja, se veía tan linda y tan distinta…  pero él no era del tipo que se dejaba ganar. Ajustó su arma y se dispuso a salir de su escondite. Gianna lo observó, también tenía un solo balin. Se miraron cómplices. Uno, dos, tres…
La alarma que avisaba el fin de la ronda sonó. El arma sonó. Y Derek se encontraba de pie con una marca de pintura justo en su pecho. Gia, saltó alegre. Lo había conseguido.
El equipo rojo saltó de emoción y vítores, había sido increíble. Y se acercaron a ellos. Gia se acercó al rubio y le tendió una mano, la cual el chico aceptó encantado.

Minutos más tarde salieron del lugar. Gia estaba encantada y aún muy contenta.
-No lo disfrutes mucho, pediré una revancha.
-Me parece bien - sonrió divertida. -Pero la próxima vamos al Paint Ball del centro, nos dan más tiempo.
-En verdad no esperaba que algo como esto te llegará a emocionar-confesó el chico.
-¿Qué, porque?
-No es lo que suele hacer en una cita.
-¿a no? - la joven preguntó inocente.
-No, usualmente la chicas prefieren ir a tomar café, al cine o algo así.
-Pues yo no soy como la otras chicas…espera - La joven le dedicó una mirada pícara al rubio -¿Chicas? Son varias - Johan se lo meditó un poco y se encogió de hombros. Gia le dedicó una mirada de entre suspicaz y divertida. Johan sonrió y ella le dio un golpecito en el hombro antes de seguirlo.
-¡Auch! ¿qué puedo hacer? Soy un chico popular.
-Ya, claro - rió la chica con más ganas.
-Bueno, y entonces ¿A dónde quieres ir ahora? - preguntó. Gia se lo pensó un segundo.
-Te toca elegir a ti.
-¿yo?
-Sí, ¿a dónde quieres ir? - Johan dibujó una sonrisa burlona en su rostro y antes que la pelirroja pudiera reaccionar, la tomó de la mano y la jaló hacia el otro lado del parque de diversiones.

---------------

Se encontraba en su habitación, recostada y disfrutando de la tarde libre que por fin había obtenido, ignorando al mundo a su alrededor… cuando el sonido estrepitoso de la puerta abriéndose la hizo colocarse de pie de inmediato.
-¿Se puede saber por qué diantes entras así? - mencionó la morena. Frente suyo se encotraba un hombre de terno, con la mirada gacha.
-Lo siento, pero usted nos dio la orden de irrumpir si era un asunto de vida o muerte…
-Y espero que lo sea… por que si no… - El hombre le tendió un papel. Kaydy lo tomó y lo leyó rápidamente. Sus ojos se abrieron de sorpresa.
-Mierda, esto es malo… - se colocó de pie de un salto, tomó su chaqueta de la silla del escritorio y empezó a caminar seguido del hombre. -¿Dónde está Gianna?
-Es su día libre, señorita.
-Entonces debe de estar en su habitación, ve a buscarla…
-No señorita, me temo que la señorita Gianna salió esta tarde de la agencia.
-¡¿Qué?!-  Kaydy siguió su camino hacia las oficinas centrales. Esto era malo. Entró hacia la oficina de Tim sin tocar o presentarse. El hombre la observó detenidamente. Kaydy colocó el papel encima del escritorio, mientras con el otro sacaba su teléfono y llamaba a la joven.
-¿Dónde está?
-Fuera de la agencia.
-Maldición. La quiero aquí. Esto podría perjudicar todo.
-Sí señor - Kaydy mordió su labio inferior… Ella tenía que contestar.
-------------

Gia y Johan acababan de salir de una atracción y se encontraban haciendo fila para otra. Desde el último juego, se había sentido extraña, como observada, pero le había atribuido a la emoción y al lugar en dónde se encontraba, restándole importancia.
-Esto va a demorar… ¿No prefieres ir por algo de comer, antes? ¿Pelirroja? - ante las palabras del rubio, salió de su ensimismamiento y sonrió.
-Lo siento. No te oí.
-Te decía que si quieres… - en ese momento, los ojos de Johan parecieron detenerse en algo más allá que Gia.  Y de pronto, la tomó de los hombros y la atrajo hacia sí, sacándola del camino. El silbar de una bala rozando sus oídos. La gente empezó a correr luego del disparo. Gia se soltó de él, y este sacó su arma buscando al causante. Gia buscó con su mirada y logró ver un destello de lo que parecía un arma.
-Tenemos que irnos, vamos - Johan empezó a andar. Gia le seguía los pasos. Maldito momento en que decidió cambiar su arma por una más sutil. Su celular sonó y ella lo sacó sin dejar de perder el ritmo.
-¿Si?
-Hasta que contestas ¡¿Dónde estás?!
-Ahora no Kay.
-Van por ti.
-Lo sé. -  respondió sin detenerse.
-¿Te atacaron?
-Lo intentaron. Estoy moviendome.
-¿Tienes tu arma?  - en ese momento, se habían metido cerca a la sección de baños públicos, que permanecía casi vacía en ese momento. Johan revisó con su  arma en alto. Ella entró tras de él.
-No, pero estoy con Johan.
-¿Que haces con el novato?
-¿en serio? ¿ahora?
-Ok. Tienes que volver a la agencia.
-De acuerdo. Iré para allá.
-Bien. Nos vemos.
-¡Espera Kay! - la morena permaneció en la linea -Vigila que ella esté bien.
-Lo haré. Cuídate.
La llamada se cortó.  

La joven bajó el celular y con su otro puño golpeó la pared en la que se recostaba. Tanto había luchado para nada…

-No parece que nos sigan. - Johan se acercó a la pelirroja. Gia alzó la mirada.

-Tenemos que irnos. Tengo que ir a la agencia.
-Espera, espera, espera… ¿Qué está pasando? - la joven mordió su labios, sabía que no podía romper el trato, pero había metido al rubio en esto.
-Yo… no puedo ahora. Solo, llévame a la agencia.- Johan la observó por un segundo, Gia sentía que él le reprocharía algo o le pediría explicaciones, pero el joven solo se limitó a sonreír. 
-Ok. Vamos.



-------------------------------------------------
Bien, muy claro no tengo las cosas. La idea es la siguiente. 
Gia está involucrada con la Mafia Italiana, la cual tenía a su hermana menor secuestrada. Por A o B motivo, terminó relacionandose con esta Mafia, en dónde Tim la sacó a cambio de su trabajo. Salvaron a su hermana, pero la apartaron de ella. Ahora, esta Mafia viene por Gia y ya... eso es lo que tengo. 
No me peguen! Es lo que hay* 
avatar
Mar.
.::░ღAdmin~Contest.ღ░::.
.::░ღAdmin~Contest.ღ░::.

Géminis Femenino Perú

Edad : 23
Cumpleaños!! : 30/05/1995
Mi llegada : 27/12/2009
Mis Mensajes : 2379
<b>Listones</b> 226 <b>Medallas</b> 1631

Volver arriba Ir abajo

Re: [Roll] Mafia

Mensaje por Fire. el Vie 3 Nov - 18:06

Llegaron al auto escabulléndose de atracción en atracción, lo que fue posible en mayor medida gracias a la multitud.
- Hicimos bien en venir al parque. - Dijo Johan, una vez entraron en su auto, Gianna se notaba presionada, por lo que prefirió no decir más. Su celular sonó en cuanto encendió el auto. - Dime. - Contestó y arrancó. Iba contra las leyes porque podía causar accidentes, pero; sobre comunicadores y conducir ya sabía demasiado. - ¿Es así? - Se quedó pensativo, pero eso no evitó que presionara el acelerador a tope. - Tengo que ocuparme de unas cosas acá. - Miró de reojo a la pelirroja, quien le regresó la mirada con duda. - No importa, solo avísame si tienes problemas. - Una risa con sarcasmo salió de él al escuchar lo siguiente; pero en lugar de decir algo solo colgó.
- ¿Tu hermana?
- Va de misión. Muy oportuno ¿Sabes?


▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬


- Bueno, nos vamos. - Alyssa se guardó el celular en el bolsillo trasero de su pantalón de mezclilla, y hubiese ido en su falda común y ondeante, pero prefirió utilizar algo más típico, al menos así, si llamaba la atención sería de la manera más común.
- ¿Y es en? - Fran se puso junto a ella, y comenzaron a caminar mientras la rubia observaba una tableta con un mapa de la ciudad, donde un punto rojo marcaba varios lugares.
- Aquí. - Señaló la coordenada con mayor rango, Fran la observó con extrañeza. - Es verdad que un cabaret no es muy agradable, pero nuestra presa está ahí. - Sonrió. - Necesito que te controles por cierto. No todos los que están ahí merecen ser asesinados. Y necesitamos ser discretas.
Al salir a la calle principal más de un silbido y piropos baratos salían a relucir. Aya miró a su compañera nerviosa, y ella le regresó una mirada de tranquilidad.
- Ya te acostumbrarás. Vayamos, antes de que le rompamos la cara a alguien.



▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬▬


- Explícame solo una cosa. - Johan la miró con seriedad, y según recordaba nunca antes lo había hecho. Ya habían adelantado por mucho a sus agresores, e iban en la carretera esquivando autos a toda velocidad como odiando las normas de tránsito.- ¿Tus amigos tienen algo contra mi auto o qué? - Dijo, sus nervios se crisparon cuando el espejo retrovisor fue alcanzado por una bala, y mandado a bolar como si no costara un mísero centavo.
- Te lo pago luego. - Dijo.
- No es necesario. - Detuvo el auto de golpe. Haciendo que la pelirroja saltara hacia delante, pero por suerte tomó suficiente fuerza para no llegar a la ventana, había olvidado el cinturón de seguridad, y de hecho Johan nisiquiera lo cargaba como conductor que era. - Solo necesito cobrármelas.
- Espera, primero la central.
- No podré hacerlo si llegamos allá, además primero hay que deshacerse de estas ratas, las persecuciones son lo mío, pero no de esta manera.

Gianna quedó muda, y confió en que Kaydy tendría a su hermana bajo el mejor cuidado.
Johan hizo girar el auto, los demás parecieron apartarse como pudieron, aceleró y ahora iba en contra vía sin ninguna culpa de destrozar algún que otra parte de los autos más cercanos. - Abre la guantera. - Pidió, ella lo hizo. Encontrándose quizá con más armas de las necesarias. - ¿Ves el fusil plateado? Dámelo. Puedes tomar las dos pistolas si deseas.
- No preguntaré.
- Mejor.
La pelirroja tomó las armas, le pasó el fúsil al rubio y ella se quedó con dos pistolas, ambas automáticas, no eran a lo que estaba acostumbrada, pero podía con ello.
Un disparo llegó de frente apenas rasgando el vidrio del frente, estaba blindado sí, pero la marca quedaba.
- Espero no te importe eso.
- Después de cinco minutos me olvidaré por completo. Da directamente a la cabeza.
- ¿Qué? - Preguntó ella con los ojos muy abiertos.
- Lo que escuchaste.
- No lo haré. No soy tu subordinada, soy tu jefa. - Gia lo miró con molestía, y él entonces, (como Derek, no como Johan), puso los ojos en blanco, en serio ¿Qué estaba haciendo ella en una mafia?
- Al punto medio del hombro dominante entonces.
- Tú tampoco los...
- Ahora no estoy bajo tus órdenes. - Derek sabía que esa no era una misión estrictamente encomendada, pero seguían siendo peligrosos y entre menos lacra, su trabajo en futuro solo sería más fácil.
Bajó las ventanas solo hasta la mitad, el sonido de los disparos se había hecho tremendo, pero ellos no tardaron en unirse al concierto. Y mientras el lado del copiloto inmovilizaba parcialmente, a veces dando a las manos o a partes específicas del auto (como la batería o ligaduras), el piloto prefería hacerlo permanentemente, explotando sus cabezas o dando directamente al tanque de gasolina.
Y en el tiempo predicho estaban regresando en sus pasos a la mansión. A una mayor velocidad. Y aunque Johan se denotaba relajado, pudo notar que la pelirroja estaba más nerviosa. Pero al menos se habían desecho de la mayoría que era la basura italiana.


Es lo que hay (?

Espero no me maten que haya actualizado cuando ya está acá, pero es que recién me vinieron ganas realmente de escribir xDU

avatar
Fire.
.::♡.Moder*Contest.♡::.
.::♡.Moder*Contest.♡::.

Leo Femenino Ecuador

Edad : 22
Cumpleaños!! : 03/08/1996
Mi llegada : 30/06/2010
Mis Mensajes : 1295
<b>Listones</b> 293 <b>Medallas</b> 1134

Volver arriba Ir abajo

Re: [Roll] Mafia

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.